Reformar una cocina sin hacer obra (10 cambios eficaces)

Reformar una cocina sin hacer obra es más que posible hoy en día con las soluciones que tenemos a nuestra disposición para revestir suelos, paredes, cambiar encimera y otros muchos detalles que nos permiten de forma fácil, eficaz y duradera, renovar una cocina sin hacer obras.

Y eso es lo que vamos a ver, 10 cambios eficaces que puedes aplicar ya mismo en tu cocina para renovarla por completo. Sí, por completo.

En este vídeo puedes ver los 10 pasos y si no quieres ver el vídeo debajo tienes el texto con las fotos.

Vídeo cómo reformar una cocina sin hacer obra



Empezamos:

Cambia los azulejos de la cocina

Losetas vinílicas de Grosfillex

Para renovar los azulejos antiguos, obsoletos o que ya no te gustan de tu cocina puedes utilizar las losetas vinílicas, que a día de hoy tenemos una enorme variedad de muy buena calidad, para imprimir en tus paredes el motivo, diseño o estilo que quieras.

Lo mejor de esto es que no necesita obra, lo puedes hacer con tus propias manos sin necesidad de contratar a un profesional y de forma fácil, rápida y duradera.

Losetas vinílicas de Grosfillex

En este punto te voy a dar dos consejos importantes:

El primero de ellos es que apuestes por losetas vinílicas de calidad. Del diseño, acabado o color que quieras, pero que sean de calidad, como las que vemos arriba de estas líneas de la firma Grosfillex.

Las losetas vinílicas de baja calidad, con el tiempo se empiezan a deformar, no pegan todo lo bien que deberían pegar, encajan peor y se desgastan con mayor facilidad.

Créeme cuando te digo que a la larga lo vas a agradecer. Te lo digo por experiencia propia.

Así que en las medidas de tus posibilidades compra las losetas vinílicas de mayor calidad que puedas permitirte.

El segundo consejo es igual de importante.

Antes de instalar las losetas vinílicas en las paredes tienes que tapar todas las juntas de los azulejos que tengas en la cocina.

Si no lo haces, con el tiempo, y no mucho, la loseta vinílica calcará las juntas de los azulejos y se notarán todas las juntas.

Pero no te preocupes que es muy fácil. Solo necesitas este mortero que ves arriba de estas líneas y que puedes comprar aquí mismo, para juntas y una llana de goma para rellenar todas las juntas de los azulejos y dejar las paredes lisas.

Una vez las tengas lisas puedes lijar para quitar cualquier rebaba que haya podido quedar.

El acabado final de la loseta vinílica depende en gran medida de cómo esté la superficie donde se va a pegar.

Así las cosas cuanto más lisas estén las paredes de tu cocina, mejor quedarán.

Si prestas atención especialmente a estos dos puntos que acabamos de ver, podrás lucir unas paredes preciosas y nuevas por mucho tiempo.

Pinta tus azulejos

Si no quieres instalar losetas vinílicas, siempre puedes pintar los azulejos de tu cocina y cambiarles por completo su aspecto.

Para ello, necesitas primero lijar un poco los azulejos con una lijadora para quitarles todo lo que puedas el brillo.
Una vez lijados, los limpias bien y quitas el polvo.
Ahora le aplicas una imprimación para azulejos como esta que puedes comprar aquí.
Una vez aplicada la imprimación, con una esponja de lija de grano fino, lijas suavemente toda la imprimación para quitarle cualquier impureza que pueda tener.
Limpias otra vez bien la pared, y ya puedes aplicar el color o colores que más te gusten para renovar tus azulejos, utilizando esmalte al agua.

¿Y por qué esmalte al agua? Por que la imprimación también es al agua, y si le aplicas una imprimación con base aceite como esmalte sintético, poliuretano, etc., te va a remover toda la imprimación, como ya hemos visto en este artículo sobre pintar con esmalte al agua o al disolvente.

Si quieres aplicar un esmalte para pintar tus azulejos con base aceite como laca o esmalte sintético, entonces necesitas darle una imprimación con base de aceite igualmente.

Esto ya es a tu elección, pero los esmaltes al agua son más fáciles de aplicar.

Reviste el suelo de tu cocina

Suelo vinílico de Leroy Merlin

Para renovar el suelo de la cocina sin hacer obra volvemos a recurrir de nuevo a las losetas o pavimento vinílico, disponible en una inmensa variedad de acabados y diseños.

Igual que ocurre con las paredes, en este punto te vuelvo a aconsejar encarecidamente que compres las losetas de mayor calidad que puedas permitirte, porque en una cocina que tiene un alto tránsito, si las losetas o el suelo vinílico es de baja calidad, con el tiempo se van a deformar rápidamente.

También debes rellenar y nivelar todas las juntas del pavimento porcelánico o cualquier otro pavimento que tengas actualmente para que la loseta no calque la superficie.

La forma de hacerlo es igual que hemos visto con los azulejos, utilizando este producto y una llana.

Una vez tengas liso el suelo y limpio, ya puedes empezar a pegar el suelo vinílico.

Instala suelo laminado

Suelo laminado QuickStep

Otra forma que tenemos de reformar o renovar una cocina sin hacer obra, cambiando su suelo, es instalando un suelo laminado.

El suelo laminado es más bonito, duradero y con un acabado más «natural» que el suelo vinílico.

Además, tampoco requiere obra. Ni siquiera requiere quitar los muebles de la cocina ya que únicamente quitando el zócalo de los muebles se podrá hacer un remate perfecto.

También tienes que tener en cuenta que si instalas un laminado en la cocina, crearás un desnivel de algunos milímetros con el resto del suelo de la casa.

Pero esto lo solucionamos fácil y eficazmente añadiendo un perfil que vienen preparados para desniveles.

También tienes que tener en cuenta si elijes el suelo laminado que, a diferencia del suelo vinílico, este no admite agua.

Por lo que no podrás fregar con mucho agua y tendrás que tener mucho cuidado de que no se te caiga líquido alguno o las juntas del suelo laminado empezarán a combarse y a hincharse.

Así que en este punto, también te aconsejo que apuestes por suelos laminados de alta calidad ya que vienen preparados para aguantar la humedad y el alto tránsito. Puedes echar un vistazo a los suelos laminados para cocinas y baños de la firma QuickStep que puedes ver aquí, que tienen una excelente calidad.

Cambia la encimera

La encimera es uno de los elementos que más se ven en una cocina. También es uno de los que más rápido se desgasta ya que es la superficie de trabajo.

Así pues, si cambias tu encimera por una nueva, que no requiere de obra, lograrás un cambio radical en tu cocina, no solo a nivel estético, sino también práctico y funcional porque tendrás una superficie de trabajo nueva.

Si puedes permitírtelo, apuesta por las encimeras de mayor calidad, como los nuevos modelos fabricados en Dekton, un nuevo material sintético, compuesto por varios minerales y resinas que aguanta todo. Desde los rayos UVA hasta los arañazos, el calor, golpes, etc. Es una encimera para toda la vida.

Encimera de Dekton del grupo Cosentino

Las del grupo Cosentino fabricadas en este material son de excelente calidad y con una gran gama de acabados.

Puedes ver más detalles de sus encimeras pinchando aquí.

Encimera laminada de Leroy Merlin

Si no puedes permitirte este tipo de encimeras, entonces apuesta por las encimeras laminadas que tienen unas excelentes prestaciones, como que son resistentes, duraderas, se limpian muy fácil, resisten arañazos y golpes (con cuidado), también el agua y la humedad y son muy económicas.

Puedes encontrar una encimera laminada de 3 metros por unos 100€ aproximadamente. Como por ejemplo, estas de Leroy Merlin.

Si no puedes o no quieres cambiar la encimera por una nueva, siempre puedes restaurar o renovar la tuya.

Y esto lo puedes hacer de múltiples formas. De hecho esto ya lo vimos hace tiempo en este artículo donde puedes ver 6 formas sobre cómo renovar la encimera de tu cocina sin hacer obra.

Échale un vistazo porque podrás renovarla por completo de forma económica y eficaz.

Cambia los tiradores

En una cocina lo que más hay son armarios y cajones. Así pues, es de lógica, que si cambias los tiradores antiguos por unos nuevos, lograrás darle un cambio estético y hacer que tu cocina cobre un estado más moderno y bonito.

Además a día de hoy podemos encontrar tiradores preciosos a unos precios muy buenos con los que renovar los antiguos, como estos que vemos a continuación, por ejemplo.

Los dos modelos son de IKEA y tienen unos precios muy buenos. Puedes ver todos sus tiradores y pomos para cocina pinchando aquí.

Sigamos con más soluciones e ideas para reformar la cocina sin hacer obra:

Cambia las puertas de los armarios

Aunque las cocinas sean a medida, los módulos que se utilizan para montarlas, por lo general, suelen tener las mismas medidas.

Así pues, si tu cocina se ve anticuada y con los muebles desgastados, una opción relativamente económica y que no requiere obra, es la de cambiar las puertas de cajones y armarios por unos nuevos y transformar por completo la estética de tu cocina.

Pinta los muebles

Si no puedes o no quieres cambiar las puertas de los armarios y cajones de tu cocina, siempre puedes pintarlos.

No importa que sean de melamina, laminados, MDF o madera natural, a día de hoy tenemos productos para pintar cualquier superficie de forma fácil y eficaz, además de económica.

Si pintas los muebles de tu cocina lograrás un cambio radical en cómo se ve toda tu cocina.

Si te interesa este punto, en este artículo puedes ver cómo pintar los muebles de la cocina paso a paso y fotos de cocinas pintadas antes y después para inspirarte.

Cambia la iluminación

La mayoría de las cocinas tiene luces empotradas en el falso techo, pero si tu cocina tiene lámparas colgantes, bien sea en la propia cocina, en la barra, office o isla y están anticuadas, unas lámparas nuevas, que a día de hoy las tenemos a muy buenos precios, lograrán un cambio sustancial en tu nueva cocina.

Le darás un toque moderno, actual y en consonancia con el nuevo estilo decorativo que estés imprimiendo en tu cocina.

Cambia la grifería

En Amazon, uno de los grifos de cocina mejores valorados por 45€ y disponible en multitud de acabados. Comprar aquí.

No hay nada más feo en una cocina que un grifo antiguo, desgastado y afeado por el paso del tiempo.

Además de que es muy probable que ya no funcione todo lo bien que debería funcionar, tenga holgura, gotee o cualquier otro problema.

Son los pequeños detalles los que marcan la diferencia a fin de cuentas.

Así las cosas, si tienes el grifo de la cocina afeado por el paso del tiempo, cámbialo por uno nuevo, moderno y bonito para crear un gran acento decorativo y tener un grifo nuevo que vaya como la seda.

Además, también hoy en día podemos encontrar grifos con un diseño muy actual, o de corte clásico, o como quieras, a unos precios buenísimos.

Lo mejor de esto es que es algo que también puedes hacer tú con tus manos y en unas horas. Es decir, en una mañana de sábado habrás sumado decoración y hecho que tu cocina se va más actual.

Cambia la decoración

Este es el punto más divertido y que puede lograr un cambio sustancial en el diseño y decoración de toda tu cocina y rematar esa reforma sin obras que estás haciendo.

Se trata básicamente de cambiar todos aquellos detalles decorativos por unos nuevos, más bonitos, que te gusten más y vayan más acorde con el nuevo estilo.

Por ejemplo, unas cortinas nuevas, unos cuadros nuevos, taburetes, sillas, bajo manteles y cualquier elemento decorativo susceptible de ser cambiado.

Por cuatro duros, como se suele o solía decir, puedes renovar por completo la estética de la cocina, ya que todos estos elementos también los podemos encontrar muy económicos.

Como decía antes, son los pequeños detalles los que marcan la diferencia y si los que tienes están afeados y anticuados por el paso del tiempo, unos nuevos dotarán a la cocina de una mirada mucho más bonita y actual.

Como ves, podemos reformar o renovar una cocina sin obra de forma fácil, relativamente económica y con tus propias manos, desde el suelo, hasta las paredes, pasando por la encimera, muebles, armarios y cajones, iluminación y el resto de elementos que conforman la cocina.

Si crees que este artículo puede interesar a algún amigo o familiar, compártelo. Gracias!

También puedes ver estas 20 bonitas cocinas pequeñas llenas de trucos de almacenaje y decoración.

La entrada Reformar una cocina sin hacer obra (10 cambios eficaces) se publicó primero en Mil Ideas de Decoración.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Generated by Feedzy